Fisiología del Sistema Nervioso - División Motora
Motilidad Voluntaria y Sistema Límbico

I.    La Motilidad Voluntaria
La motilidad voluntaria, son todas aquellas acciones que realizamos de manera consciente, que han tenido que recibir todo un proceso para su formación, se caracterizan por seguir tres pasos, los cuales son:
1.    Planificación
2.    Programación         tienen un control por retroalimentación
3.    Ejecución
A continuación veremos en qué consiste cada uno de ellos:
1.- Planificación
La Planificación está dada en el SISTEMA LIMBICO

Ejecución
La corteza motora a través de la Vía piramidal realiza la acción de manera directa (fascículo corticoespinal) o de manera indirecta (fascículo rubroespinal).

II.    La Voluntad
La facultad psíquica que tiene el individuo para elegir entre realizar o no un determinado acto. Depende directamente del deseo y la intención de realizar un acto en concreto.
La voluntad es transmitida por los ganglios basales, el cual siempre manda una copia al cerebelo, a través del Tálamo y el núcleo rojo
III.    La Necesidad
Es la percepción de la carencia de algún bien, (la persona siente su ausencia). A la sensación de necesidad puede seguirle el deseo y éste se concreta en la demanda.
De acuerdo a la situación en la que nos encontremos, las necesidades se podrán dividir en:
-    Necesidades Conscientes
-    Necesidades Semiconscientes
-    Necesidades Inconscientes.

IV.    Sistema Límbico
Son una serie de estructuras del cerebro que tienen que ver con la toma de decisiones, se lo llama cerebro medio, porque está debajo de la corteza cerebral y alrededor del tálamo
Se halla formado por:
-    Hipotálamo
-    Amígdala
-    Hipocampo
Las funciones principales del Sistema Límbico son:
-    La motivación por la preservación del organismo y la especie
-    Integración de la información genética y ambiental a través del aprendizaje
-    Integrar nuestro medio interno con el externo antes de realizar una conducta.
Es el responsable de la vida afectiva y participa en la formación de memorias, controla el comportamiento emocional, los instintos y los impulsos.
El Lóbulo prefrontal y frontal modera nuestras reacciones emocionales y desarrollan planes de actuación completa para situaciones emocionales
En el sistema límbico vamos a encontramos una serie de centros como ser:
1.- Centros de Recompensa: en los Núcleos laterales del hipotálamo
2.- Centros de Castigo: se encuentra alrededor de la sustancia gris periacueductal, la cual es encargada de liberar endorfinas para que el individuo se sienta mejor.
Es interesante saber que la estimulación de los centros del castigo a menudo es capaz de inhibir por completo los centros de la recompensa y del placer, lo que demuestra que el castigo y el miedo pueden tener prioridad sobre el placer y la recompensa.
Ira: su asociación con los centros de castigo
La ira esta en asociación con los centros de castigo (núcleo careleus) mediante la liberación de noradrenalina.

La estimulación de los centro de castigo del encéfalo, en especial en la zona peri ventricular del hipotálamo y en el hipotálamo lateral, hace que el animal:
1)    Adopte postura defensiva
2)    Extienda sus garras
3)    Levante su cola
4)    Bufe
5)    Escupa
6)    Gruña
7)    Manifieste pilo erección, ojos bien abiertos y pupilas dilatadas.

Su estimulación puede inhibir los centros de recompensa y placer.
V.    Hipotálamo
El hipotálamo forma parte del diencéfalo, y se sitúa por debajo del tálamo. Libera al menos nueve hormonas que actúan como inhibidoras o estimulantes en la secreción de otras hormonas en la hipófisis anterior, por lo que se puede decir que trabaja en conjunto con este.
Regula la homeostasis.
En el hipotálamo encontramos el centro del hambre (hipotálamo lateral) y el centro de la sed (hipotálamo ventromedial).
El hipotálamo libera:
-    Peptidos orexigénicos: neuropeptido encargado del apetito

El neuropéptido Y es considerado en la actualidad como el más potente inductor del apetito. En los ventrículos cerebrales o en el hipotálamo estimula el ansia de comer, disminuye el gasto energético e incrementa la actividad de las enzimas lipogénicas del hígado y del tejido adiposo produciendo obesidad.

-    Peptidos anorexigénicos: como la opiomelacortina, la cual es encargada de quitar el apetito.
El hipotálamo se encarga también de regular las temperaturas centrales y periféricas, tiene receptores sensibles al calor y al frío.
Se encarga de la regulación de la temperatura mediante los siguientes mecanismos:
Reductores de calor
-    Vasodilatación
-    Sudoración
Aumentar el calor
-    Piloerección
-    Vasoconstricción
-    Termogenia:
Química: utilización de la grasa parda
Física: movimiento de los tendones

Hormonas
•    Neurohormonas:
-    Hormona antidiurética: El hipotálamo produce en los núcleos supraópticos y paraventriculares la hormona antidiurética (ADH) o vasopresina, la cual se acumula en la neurohipófisis, desde donde es secretada. La vasopresina regula el balance de agua en el cuerpo actuando sobre los riñones. Esta hormona se almacena en la hipófisis posterior de donde es liberada. La disfunción del hipotálamo en la producción de ADH causa diabetes insípida.
-    Oxitocina: La oxitocina es también producida por el hipotálamo y almacenada y liberada por la neurohipófisis; también comparte similitudes en su estructura proteínica y llegan a compartir algunas funciones. En el caso de los hombres, se desconoce su funcionalidad, pero se la asocia con los genitales externos y con receptores de la vesícula seminal.
En el caso de las mujeres, la oxitocina acelera el numero de contracciones en el parto e influye al útero a que se reacomode después del parto. También incita a las fibras musculares que rodean a las células secretoras de leche de las glándulas mamarias a secretar leche en respuesta al acto de succión del niño.
•    Factores hipotalámicos:
-    Hormona liberadora de gonadotropinas (GnRH y LHRH): Actúa sobre la hipófisis, estimulando la producción y la liberación de la hormona luteinizante (LH) y la hormona foliculoestimulante (FSH). El balance de estas hormonas coordina el ciclo menstrual femenino y la espermatogénesis en los hombres.
-    Hormona liberadora de tirotropina (TRH): Estimula la secreción de prolactina (PRL) y de tirotropina (TSH) por parte de la adenohipófisis.
-    Somatocrinina, hormona liberadora de somatotropina (STH): o factor liberador de hormona del crecimiento (GRF). Las neuronas productoras de este factor se encuentran en el núcleo arcuato del hipotálamo. Se sintetiza a partir de un precursor de 107 o 108 aminoácidos. Estimula la liberación de la hormona del crecimiento hipofisaria (GH).
-    Somatostatina u hormona inhibidora de la liberación de somatotropina (GIH): Como su nombre indica, inhibe la secreción de somatotropina y de otras hormonas como la insulina, el glucagón, el polipéptido pancreático y la TSH. La zona secretora se encuentra en la región periventricular del hipotálamo.
-    Factor inhibidor de la liberación de prolactina (PIF): Actúa en forma constante inhibiendo la secreción de prolactina hipofisaria. Dado que la dopamina inhibe también la producción de prolactina al unirse a las células lactotropas de la hipófisis, durante algún tiempo se pensó que se trataba de PIF; la dopamina puede ser un PIF secundario. Las neuronas secretoras de PIF se encuentran en el núcleo arcuato hipotalámico.
-    Angiotensina II: estimula la acción de la Hormona liberadora de corticotropina

VI.    Amígdala
La amígdala cerebral es una masa con forma de dos almendras que se sitúan a ambos lados del tálamo, en el extremo inferior del hipocampo, tiene conexiones con el hipotálamo que le permite realizar diferentes procesos.
Participa de la formación y almacenamiento de memorias asociadas con las emociones. También se halla asociada al olfato y la percepción de feromonas.
Las acciones que nacen en la amígdala y a continuación se envían a través del hipotálamo incluyen las siguientes:
1)    Aumentar o disminuir la presión arterial
2)    Acelerar o frenar la frecuencia cardiaca
3)    Incrementar o reducir la motilidad y las secreciones del aparato digestivo
4)    La defecación o la micción
5)    La dilatación pupilar o su contracción
6)    La pilo erección
7)    Secreciones de hormonas hiposifiarias

La estimulación de la amígdala también puede causar movimientos involuntarios, como ser:
1)    Movimientos tónicos, como levantar la cabeza o inclinar el cuerpo
2)    Movimientos circulares
3)    Distintos tipos de movimientos vinculados al olfato y la alimentación, como lamerse, masticar y deglutir.
VII.    La memoria y el hipocampo
El hipocampo consiste en dos "cuernos" que describen una curva que va desde el área del Hipotálamo hasta la Amígdala, está relacionado con la transformación de lo que "está en tu mente ahora" (memoria a corto plazo), en lo que recordarás por un largo período de tiempo (memoria a largo plazo).
La memoria es la capacidad que nos permite llevar experiencias evocadas cuando las necesitemos, el centro de la memoria lo encontramos en la corteza sensitiva.
En los humanos, la amígdala se encarga principalmente de la formación y almacenamiento de memorias asociadas a sucesos emocionales.
La amígdala también está involucrada en la consolidación de la memoria. Después de cualquier evento de aprendizaje, la memoria a largo plazo para el estímulo no se forma de manera instantánea, sino que la información es asimilada lentamente a través de una consolidación a lo largo del tiempo (la duración de la consolidación puede llegar a durar toda la vida).
Durante el periodo de consolidación, la memoria puede ser modulada. En especial, si existe una activación emocional después del evento de aprendizaje, esto influye en la fuerza que tendrá la memoria posterior para ese evento.
El hipocampo tiene un papel esencial en la formación de nuevos recuerdos asociados a la experiencia o memoria autobiográfica, aunque los recuerdos a menudo permanecen toda una vida, el hipocampo deja de desempeñar un papel crucial en la retención de la memoria después de pasado el período de consolidación de la memoria.
En la enfermedad de Alzheimer, el hipocampo es una de las primeras estructuras dañadas. Problemas de memoria y desorientación son algunos de los primeros síntomas de la enfermedad. El daño en el hipocampo puede ser también resultado de la privación de oxígeno o de encefalitis.
Tiene dos fases:
-    fase de depósito: momento en que la información es procesada y almacenada.
-    fase de recuperación: momento en que la información es solicitada para ser utilizada.
Toda la experiencia que adquirimos por los ojos, las manos, el olfato, gusto, o cualquier situación es captada por la corteza sensorial, adquiere nombre y es mandada al sistema límbico el cual acepta o rechaza esta experiencia.
Clases de memoria
Memoria a corto plazo: tiene segundos de duración según su importancia.
Memoria a mediano plazo: dura horas, usa un canal no consolidado.
Memoria a largo plazo: dura toda la vida, usa un canal consolidado.
La memoria se la consolida mediante la repetición y se aprende más si está cargada de emociones.
La memoria a corto plazo y la memoria espacial están dadas en el hipocampo.


Autor:Johann Sebastián Serrate Méndez
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top