Patologia bucal

- 11:56 AM

Quiste óseo simple (quiste traumático o hemorrágico)

•    Pseudoquiste
•    En jóvenes (10-20 años)
•    Patogénesis: trauma sin intensidad para producir fractura, pero que produce una hemorragia interna que no logró organizarse y formar hueso.
•    No tiene predilección por sexo (60% en hombres, diferencia que no es significativa)
•    La mandíbula (porque es más prominente) es la más comprometida y generalmente en la zona de premolares, molares, y rama en la porción ascendente.
•    En etapas iniciales, el paciente no se percata de que tiene la lesión y sólo una radiografía permitiría diagnosticar la lesión. Después, esta lesión crece y produce abombamiento de las tablas óseas y aumento de volumen duro en la zona del golpe.
•    Radiológicamente: zona radiolúcida bien circunscrita y con alta frecuencia se describe que las raíces de las piezas dentarias relacionadas quedan como flotando en la cavidad; pero también puede que esto no se observe y en estos casos, sólo podremos obtener el diagnóstico de la lesión con la enucleación que demuestre que es un quiste óseo simple (histopatología).
•    Histopatología: al levantar el colgajo, puede que la cavidad no tenga nada en su interior o puede que haya un líquido (ej: sangre u otro líquido serohemorrágico) y que un tejido rodee esa cavidad. Este tejido corresponde a un tejido conjuntivo joven, laxo, celular, rico en vasos sanguíneos, con osteoclastos (gigante multinucleadas) que reabsorben hueso. ¡No existe epitelio! También pueden haber celulas que estén generando tejido osteoide que posteriormente será hueso.
•    Tratamiento: quirúrgico, abrir el colgajo, luego realizar un  curetaje fuerte hasta que se produzca hemorragia. Cuando ya sangró, se cierra el colgajo y el coágulo que se formó será la base para la regeneración ósea.
•    Generalmente sin recidiva


Quiste branquial o quiste linfoepitelial

•    Quiste de tejidos blandos
•    Tiene epitelio por lo tanto es un quiste, los restos epiteliales provienen de restos de los arcos branquiales (por eso se llama quiste branquial).
•    En la cápsula hay un infiltrado inflamatorio crónico habiendo linfocitos en su interior que tienden a formar nódulos linfáticos (por eso se llama linfoepitelial)
•    Se presenta en dos áreas: una intraoral y otra extraoral
•    Extraoral: en cuello por delante del borde anterior del esternocleidomastoídeo
•    Intraoral: en piso de la boca
•    Por lo tanto, es un quiste del desarrollo de la parte lateral del cuello y que también puede aparecer en el piso de la boca, lengua y glándulas salivales (en este caso se cree que el epitelio proviene de restos del embrión)
•    Cuando hay aumentos de volumen en el cuello, hay que plantearse muchos diagnósticos diferenciales; de acuerdo a la anamnesis vamos descartando ciertas patologías (hace cuánto tiempo lo tiene, si ha crecido lento o rápido, etc...)
•    Afecta principalmente a adultos jóvenes (20-40 años)
•    Puede permanecer asintomático por mucho tiempo, se evidencia cuando crece o se infecta.
•    Se presenta en enfermos con SIDA

•    Intraoral: ubicación en zona anterior del piso de la boca y en parte posterolateral de la lengua. Aparece con mayor frecuencia donde hay tejido linfoide extraamigdaliano
•    Consistencia: blando y desplazable (benigno)
•    Color: rosado (cuando está más profundo) o amarillento (cuando está más superficial)
•    Diagnóstico diferencial: quiste epidermoide, quieste dermoide, tumor de glándula salival, sialolito (cálculos en conducto excretor de glándulas o en cuerpo glandular), linfoadenitis.
•    Histología: cavidad y contenido semilíquido, tapizada por epitelio plano pluriestratificado. En cápsula hay infiltrado inflamatorio crónico (linfocitario) que puede formar nódulos linfáticos.
•    Tratamiento: extirpación quirúrgica de la lesión
•    Recidiva es rara


Quiste dermoide

•    Común en piel de cabeza y cuello; también puede estar en la cavidad bucal en el piso de la boca en su porción anterior (si crece, rechaza la lengua hacia atrás, también puede que perfore el músculo milohioideo y estaría como en reloj de arena, cuando paciente abre la boca todo el quiste sube y rechaza la lengua hacia atrás y luego si el paciente cierra la boca todo el quiste baja)
•    Derivan de inclusión de restos epiteliales en la línea media durante el cierre de los arcos mandibulares y arcos branquiales y hioides.
•    Más común en adultos jóvenes
•    Sin predilección por sexo
•    En cuello y piso de la boca son aumentos de volumen blandos, desplazables, indoloros y de consistencia pastosa a la palpación
•    Histopatología: cavidad tapizada por epitelio plano pluriestratificado queratinizado. En la cápsula encontramos tejidos conjuntivo fibroso y lo más importante es que tiene anexos de piel (folículos pilosos con sus glándulas sebáceas, también glándulas salivales)
•    Tienen mal olor porque tienen queratina, sebo y grasa.
•    Tratamiento: quirúrgico. A veces se inflaman y se rompen y si queda epitelio dentro del conjuntivo, habría una recidiva.


Quiste epidermoide

•    Más común en piel que boca
•    Tiene queratina, sebo
•    Es generalmente asintomático
•    Es un aumento de volumen, cubierto por piel o mucosa normal
•    Si se infecta, se inflama y aparecen los signos cardinales de la inflamación
•    Histología: similar al quiste dermoide, la diferencia es que en la cápsula fibrosa no tiene anexos de piel, sólo tiene tejido conjuntivo fibroso.
•    Tratamiento: cirugía
•    Puede recidivar (rara)
•    También tiene mal olor y también podría romperse.






Quiste del conducto tirogloso

(tratada por otorrinolaringólogo)

Cuando la tiroides se forma, se forma al interior de la cavidad bucal; después la tiroides debe bajar desde la V lingual a través de un camino por el cuello hasta el cartílago tiroídeo. Luego el cordón que la tenía unida al inicio debe romperse y este cordón desde la V lingual hacia abajo es el que se llama conducto tirogloso. El conducto tirogloso debe desaparecer por apoptosis antes de nacer, si quedan restos podrían proliferar (por infecciones o traumas) y generar un quiste que se podría ubicar en cualquier parte de este trayecto ( ej: intraoral por debajo de la base de la lengua o encima de la tiroides)

•    Quiste localizado encima de la glándula tiroides
•    En cavidad bucal: por debajo de la base la lengua (V lingual)
•    Se presenta en niños y en adultos jóvenes
•    Crece lentamente, puede producir hormonas tiroídeas
•    Son asintomáticos, pueden infectarse (dolor) y fistulizar
•    Histología: cavidad tapizada por epitelio plano pluriestratificado o cilíndrico ciliado. En la cápsula hay tejido tiroídeo y linfático, glándulas mucosas y sebáceas.
•    Tratamiento: extirpación quirúrgica completa
•    Puede recidivar (para evitar la recidiva de los quistes que afectan la zona hioidea, hay que extirpar la parte central del hioides)

Displasia fibrosa ósea (DFO)

•    Enfermedad no neoplásica, puede afectar todos los huesos
•    La DFO es un desorden del desarrollo del hueso, es hueso inmaduro no laminar, es formado directamente sobre un tejido conectivo anormal.
•    Lichtenstein, en 1938: describió por primera vez la DFO
•    Lichtenstein y Jaffe en 1942 describen la DFO, como una alteración congénita (no se hereda, es una mutación intrauterina con la que el paciente nace) o del desarrollo causada por un disturbio en la formación de hueso.
•    Su verdadera incidencia es desconocida (paciente consulta cuando su lesión ya está exteriorizada)
•    DFO representa el 2.5%  de todos los trastornos óseos y el 10% de los tumores benignos del hueso.
•    La DFO monostótica (de un solo hueso y que se puede frenar por ej. en la pubertad) es 7-10 veces más común que la poliostótica (más de un hueso, es muy agresiva y se mantiene en la vida)
•    DFO se da en niños y adolescentes (promedio= 8 años)
•    Hombre más afectado que la mujer (cuando consideramos en conjunto la poliostótica y la monostótica), excepto la DFO con síndrome Mc Cune-Albright
(la DFO poliostótica más común en mujer)

Síndrome de Mc Cune- Albright
•    Alteraciones endocrinas
•    Pubertad precoz (alteraciones de las hormonas sexuales a los 2-4 años)
•    DFO (poliostótica)
•    Manchas en piel y mucosas de color café con leche  (‘niño dorado’)

•    Etiología de la DFO: ninguna teoría de la patogénesis puede explicar las características clínicas de la DFO. A nivel molecular, la DFO es causada por una mutación esporádica del gen GNAS-1 que codifica la subunidad alfa de la proteína G (proteína de señal que actúa a nivel endocrino, de tejido muscular, óseo y piel). La mutación somática ocurre después de la concepción. La extensión y patrón de la DFO depende de la fase de desarrollo y localización en la cual la mutación ocurre.

•    Fisiopatología: el hueso involucrado es inmaduro (nunca va a ser duro), dispuesto sobre un tejido conectivo fibroso relativamente indiferenciado, que falla en la producción de la cantidad normal de colágeno o en la orientación apropiada de las líneas de estrés mecánico.

•    Características clínicas: crecimiento óseo lento, indoloro (paciente consulta por movilidad de piezas dentarias o por cambios de su facie); rara vez puede ser crecimiento rápido y muy agresivo. A la palpación puede ser firme, elástico o duro. La mucosa es normal y la piel también tiene coloración normal.

•    Síntomas: síntomas iniciales en infancia y adolescencia. Dolor óseo y fracturas frecuentes (más común en huesos largos), deformidad ósea y compresión neurológica (si la DFO está cerca de agujeros por donde pasan nervios, pacientes podrían quedar ciegos, sordos o con parálisis).

•    Radiográficamente: ‘vidrio esmerilado’ (áreas con apósito de hueso pero es hueso inmaduro), hueso afectado no tiene límite preciso del hueso normal, en la histología tampoco se aprecia este límite.

•    Histología: trabécula ósea irregular, no hay presencia de capa de osteoblastos

•    Las DFO monostóticas generalmente se detienen cuando el niño llega a la pubertad. En niñas, cuando se embarazan, se puede reactivar.

•    DFO poliostótica es más agresiva y dura toda la vida.

•    Los huesos más afectados son: costilla, fémur, tibia, maxilar, cráneo.

•    Diagnóstico: radiografías, scanner, biopsia, exámenes de sangre (para medir hormonas), fosfatasas alcalinas (aumentadas), medir Calcio, Fosfatos, Vit. D, test de función tiroídea (T3, T4, TSH), medición de gonodotropina y gonadoesteroides; con esto podemos ver si tenemos un paciente con pubertad precoz o no.

Advertisement
 

Start typing and press Enter to search