Advierten sobre el uso de mamaderas plásticas tóxicas

El “Bisfenol A” es un químico de producción mundial presente en recipientes de comida envasada, bidones de agua y biberones. Recientemente la Unión Europea anunció la prohibición de comercializar e importar productos que tengan este elemento, por considerarlo altamente tóxico para la salud.



La historia data de 2008, cuando diversos estudios norteamericanos revelaron que el Bisfenol A o BPA, un producto químico que se utiliza desde hace muchos años como componente para la fabricación de policarbonato y resinas epoxi-fenólicas, puede resultar cancerígeno y ocasionar obesidad, diabetes o problemas de fertilidad en los seres humanos.



El Bisfenol A se utiliza en envases de alimentos y bebidas recubiertos con resinas epoxi y en plásticos de policarbonato de productos de consumo como recipientes de comida, envases de bebidas y mamaderas.

Según el químico de la Universidad San Sebastián, Galo Cárdenas, “en Chile la situación es preocupante. Un ejemplo son las mamaderas plásticas, que en su mayoría no están rotuladas, y en las que no se indica la composición del polímero utilizado. Lo que es grave porque pueden contaminar alimentos y producir múltiples consecuencias en la salud”, sostiene el experto.
Lo que sucede con el Bisfenol A es que pequeñas cantidades migran del plástico o del recubrimiento de resina de alimentos y bebidas. “Un ejemplo es cuando se calienta la mamadera. El BPA desprende partículas que pasan al alimento e ingresan al sistema digestivo”, relata el químico de la USS.

El 2008, nuestro país recibió una alerta sobre este tema. De acuerdo a un estudio realizado por la Organización de Consumidores y Usuarios de Chile, cinco marcas de mamaderas plásticas comercializadas en el mercado tenían presencia de este policarbonato.

Si bien la Environmental Protection Agency indica que el máximo aconsejable es 50 microgramos de BPA por kilogramo, en nuestro país no hay exigencias sobre la comercialización e importación de productos con este compuesto, por lo que los consumidores desconocen la cantidad de BPA presente en los envases plásticos, mamaderas y bebidas que consumen a diario.

a tomar consiencia por el bien de sus hijos!
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top