El asaltar la heladera de noche, después de la cena, representa que se está comiendo fuera del horario deseable, esto conduce a un aumento del peso corporal si se convierte en un hábito




Estudios recientes realizados en Estados Unidos, confirmaron que comer fuera del horario natural, conduce a un aumento de peso. Esto se produce porque no se respecta el ritmo circadiano, que es el que regula nuestros horarios biológicos de sueño y de vigilia.

El asaltar la heladera de noche, después de la cena, representa que se está comiendo fuera del horario deseable, esto conduce a un aumento del peso corporal si se convierte en un hábito; y este aumento se produce porque nuestro gasto de energía es menor (el metabolismo disminuye hacia las horas de la noche).

Otros estudios aportaron evidencia con la misma perspectiva, donde se descubrió que las personas que trabajaban de noche (y que comían en ese horario), ganaban peso, y otro estableció que el que pica algo luego de cenar, tienen tendencia a ganar peso.

La regulación del peso además de tener relación directa con el balance positivo de energía, también esta controlado por factores endocrino metabólicos. El hecho de desayunar, es un ejemplo, es este el momento ideal de consumir una comida saludable y completa en nutrientes, ya que se han deplecionado las reservas hepáticas y el azúcar en la sangre, lo cual el cuerpo requiere de esta fuente exógeno (externa).

Si, en cambio salteamos comidas, comemos en otros horarios que no son los regulares, simplemente por hábitos erróneos o cambios del horario laboral, este ritmo o regulación normal se desajusta. Aquí debemos prestar atención, y respetar al menos los horarios naturales, se puede consultar a un profesional en nutrición quien le podrá armar un plan ajustado a sus horarios y tipo de actividad con respecto a su jornada laboral.

Esto se podrá lograr ajustando las calorías y repartiéndolas en 4 comidas y 1 o 2 colaciones, estas dependen de cada caso en particular. El plan alimentario se adaptara y será totalmente personalizado para evitar que no falten nutrientes ni que haya en exceso. Es de importancia en estos casos la reeducación y la información acerca de cuáles son los nutrientes necesarios para lograr sus objetivos.
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top