Día Mundial Sin Tabaco, y sin cigarrillo

- 9:03 PM
En todo el mundo, organizaciones sanitarias y sociales realizarán distintas actividades en busca de concientizar sobre este mal hábito que, hacia fin de año, se estima matará a alrededor de 6 millones de personas en todo el planeta, de las cuales unas 600 mil serán fumadores pasivos




Cada vez con más recurrencia encontramos informes médicos que adosan, a la larga lista que ya existe, un peldaño más sobre las letales consecuencias del consumo del tabaco, ya sea directa como indirectamente.

El cigarrillo se ha convertido en una epidemia, alertan los especialistas, al tiempo que calculan que este año matará a unas 6 millones de personas en todo el planeta, de las cuales alrededor de 600 mil serán fumadores pasivos.

Concientes de este flagelo, numerosos países aunaron esfuerzos para luchar contra este hábito tan arraigado en todas las sociedades y, al mismo tiempo, contra las tabacaleras.

En la Argentina, en medio de un tenso combate entre los legisladores y las compañías, finalmente el proyecto antitabaco avanza, aunque de un modo más lento del esperado.

El 26 de abril, las comisiones de Salud, Comercio y Prevención y Narcotráfico de la Cámara de Diputados emitieron dictamen de mayoría para tratar en el recinto el proyecto de la Ley Antitabaco.

El plenario que la debatió estaba compuesto, además, por la comisión de Presupuesto y Hacienda, que –pasado ya un mes- todavía no se expidió al respecto.

La norma apunta a garantizar ambientes 100 por ciento libres de humo de cigarrillo, la inclusión de advertencias sanitarias con imágenes en cajetillas así como la restricción amplia de la publicidad de esa clase de productos.

“Pudimos conciliar muchos intereses, buscamos que en enero no se pueda fumar más en lugares cerrados”, explicó Paula Bertol, diputada del PRO.

La norma fue aprobada en agosto de 2010 por el Senado, con 51 votos positivos, tras un debate que duró casi dos horas.

En tanto, con el fin de reforzar las medidas que pueden tomar los Estados para hacer frente a esta situación, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) llaman hoy a los países a ratificar el Convenio Marco para el Control del Tabaco (CMCT) y a reforzar las medidas que dispone ese tratado internacional de salud pública.

Desde que fue aprobado por la Asamblea Mundial de la Salud en 2003, 172 países y la Unión Europea pasaron a ser Partes del CMCT de la OMS, lo que las obliga a lo largo del tiempo a: proteger a la población contra la exposición al humo de tabaco; prohibir la publicidad y las ventas a menores de edad; poner grandes advertencias sanitarias en los envases de tabaco; prohibir o limitar los aditivos a los productos del tabaco; aumentar los impuestos del tabaco y crear un mecanismo nacional de coordinación para el control del tabaco.

A juicio de la OMS, desde entonces, muchas de las naciones han realizado enormes progresos en la aplicación del tratado. Y cita como ejemplo a Uruguay, que exige que las advertencias sanitarias cubran el 80 por ciento de la superficie de los paquetes de tabaco.

Australia, por su parte, está en el proceso de exigir a todos los productos del tabaco que estén en paquetes lisos, sin marca, mientras que Irlanda en 2004 prohibió fumar en lugares públicos.

Los impuestos de cigarrillos en Sri Lanka son igual a 73 por ciento del precio de venta, y a principios de este mes, China aplicó la prohibición de fumar en lugares públicos como restaurantes, teatros y bares. En 2009, Turquía implementó una medida similar.

La Argentina, sin embargo, donde alrededor de 110 personas mueren por día por enfermedades relacionadas con el cigarrillo -según un estudio de la Alianza Libre de Humo Argentina (Aliar)- es uno de los países de América Latina cuyo Congreso todavía no ratificó el Convenio Marco.


El tabaquismo en números


• 6 millones de muertes anuales como consecuencia de los efectos del cigarrillo

• 600.000 de esas muertes ocurren entre personas no fumadoras expuestas al humo de tabaco

• 100 millones de personas murieron en el Siglo XX como consecuencia del tabaco

• 50% de los fumadores morirán por una enfermedad causada por el tabaco y lo harán perdiendo en promedio 10 años de vida.

• 200 mil millones de dólares al año es lo que le cuesta a la economía mundial

• 173 Estados son parte del CMCT de la OMS

• 78% de esos países estableció un mecanismo nacional de coordinación para el control del tabaco

• 124 informaron sobre sus prioridades relativas a la aplicación del CMCT de la OMS
Advertisement
 

Start typing and press Enter to search