http://4.bp.blogspot.com/_jKMlgAPSBjA/SS9FQ6Lb9HI/AAAAAAAAAAo/eYOXuSgvfMI/s400/20070417klpcnavid_27.Ees.SCO 


Elementos quimicos
El análisis químico de la materia viva pone de manifiesto que en su composición se encuentran una serie de elementos llamados bioelementos o elementos biogénicos. Ninguno de ellos es propio y exclusivo de la materia viva ya que forman parte también, de la materia mineral, de tal manera que sólo un número relativamente reducido de los elementos que se encuentran en la naturaleza entra a formar parte de la materia viva. Los “principales” elementos biogénicos son cuatro: C, H, O y N. Estos 4 elementos forman parte de la materia viva en un porcentaje muy superior a los restantes gracias a poseer dos propiedades fundamentales:
Tener un peso atómico bajo: C=12, H=1, O=16 y N=14. Esto les permite formar combinaciones por un lado muy complejas y por otro inestables, lo cual resulta muy útil para el continuo construir y destruir de materia a que se ven sometidos los seres vivos por su metabolismo. Estos 4 elementos son además muy solubles en agua, circunstancia favorable para ser incorporados al ser vivo o eliminados de él.
Abundan en las capas más externas de la Tierra, es decir, atmósfera, hidrosfera y litosfera, que son las que se hallan más en contacto con los seres vivos. Esta propiedad es importante ya que los seres vivos necesitan formarse con elementos que puedan conseguir con facilidad, es decir, que abunden en la naturaleza para poder disponer de ellos en cualquier momento.
Un detalle importante respecto al C y al N es que, debido a su posición central en el Sistema Periódico presentan la misma afinidad para unirse con el O que con el H, es decir, pueden pasar con facilidad del estado oxidado (CO2, NO3H) al reducido (CH4, NH3).

Además de estos 4 bioelementos, en la materia viva se encuentran otros en menor cantidad; son los llamados bioelementos secundarios: S, P, K, Na, Ca, Mg y Cl.La proporción en que se encuentra un elemento biogénico no está en relación con su importancia biológica pues algunos de ellos entran a formar parte de la materia viva en cantidades insignificantes y sin embargo desempeñan papeles de gran trascendencia, de tal manera que su carencia provoca serios trastornos porque son indispensables para que los fenómenos vitales se desarrollen con normalidad. A estos elementos se les denomina oligoelementos y entre ellos pueden citarse:
Hierro (Fe): Forma parte de la hemoglobina, pigmento rojo de la sangre de los Vertebrados. También forma parte de los citocromos. El Fe apenas se elimina del organismo y es utilizado varias veces cuando se destruyen los compuestos de que forma parte y por ello sus necesidades alimenticias son mínimas. No obstante, su escasez o carencia produce anemia.
Cobre (Cu): Forma parte de la hemocianina, pigmento rojo de la sangre de los Invertebrados, de papel semejante a la hemoglobina.
Manganeso (Mn): Es básico para que las plantas verdes puedan sintetizar la clorofila. Actúa además como catalizador de muchas reacciones metabólicas.
Cinc (Zn): También importante como catalizador.
Yodo (I): Elemento básico para la formación de la tiroxina, hormona producida por la glándula tiroides cuya deficiencia origina la enfermedad llamada bocio.
Cobalto (Co): necesario para sintetizar la vitamina B12.
Los elementos biogénicos rara vez se encuentran en estado libre. En general, se combinan entre sí para formar sustancias compuestas definidas. Estos compuestos que se pueden aislar por medios puramente físicos como la disolución, la filtración, la destilación, la centrifugación, etc. constituyen los llamados principios inmediatos.

Pueden ser inorgánicos (agua y sales minerales) u orgánicos (glúcidos, lípidos, prótidos y ácidos nucleicos).

AGUA
La vida, tal como se conoce en la Tierra, se desarrolla siempre en medio acuoso. Incluso en los seres no acuáticos el medio interno es básicamente hídrico. La inmensa mayoría de las reacciones bioquímicas se desarrollan en el seno del agua y obedecen las leyes fisicoquímicas de las disoluciones acuosas. Por todo ello no es de extrañar que el agua sea el principal componente de los seres vivos en cuanto a su cantidad. El cuerpo humano, por ej., está formado por término medio por un 75% de agua, aunque los tejidos que necesitan mucha actividad como el nervioso son agua en un 90%. Sólo los tejidos esqueléticos y las semillas de las plantas presentan una baja proporción de agua.
El agua reúne una serie de características que la convierten en un disolvente único e insustituible en la Biosfera. En cuanto a sus propiedades fisicoquímicas cabe destacar:
1.- La molécula de agua tiene un marcado carácter dipolar. Aunque tiene una carga total neutra (posee el mismo número de protones y de electrones), presenta una distribución asimétrica de sus electrones: alrededor del O se concentra una densidad de carga negativa (d-) debido a que es un elemento mucho más electronegativo que el H, por ello los núcleos de H quedan desnudos, desprovistos parcialmente de sus electrones y manifiestan, por tanto, una densidad de carga positiva (d+). Este carácter dipolar de la molécula de agua es de trascendental importancia y tiene múltiples consecuencias: La más relevante es que se pueden establecer interacciones dipolo-dipolo entre las propias moléculas de agua formando uniones electrostáticas llamadas puentes o enlaces de H: la carga parcial negativa del O de una molécula ejerce atracción electrostática sobre las cargas parciales positivas de los átomos de H de otras moléculas adyacentes. Aunque son uniones débiles, el hecho de que alrededor de cada molécula de agua se dispongan otras 3 moléculas unidas por puentes de H permite que se forme en el agua (líquida o sólida) una estructura reticular, responsable de su comportamiento anómalo y de la peculiaridad de sus propiedades fisicoquímicas. Todas las restantes propiedades del agua son, pues, consecuencia de ésta.
2.- El amplio margen de temperaturas en que permanece en fase líquida (0º-100º) proporciona variadas posibilidades de vida, desde los organismos psicrófilos que pueden desarrollarse a temperaturas próximas a 0º, hasta los termófilos que viven a 70º-80º.
3.- La anómala variación de la densidad con la temperatura, con una densidad máxima a 4ºC, determina que el hielo flote en el agua líquida actuando como aislante térmico y, en consecuencia, posibilitando el mantenimiento de la gran masa de agua de los océanos en fase líquida albergando a la mayor parte de la Biosfera.
4.- El agua es el líquido que más sustancias disuelve (disolvente universal). Esta propiedad, tal vez la más importante para la vida, se debe a su capacidad para formar puentes de H, además de con otras moléculas de agua como se dijo anteriormente, con otras sustancias polares (grupos -OH de alcoholes y azúcares, grupos -NH2 de aminoácidos, proteínas, ácidos nucleicos, etc.), pues se disuelven cuando interaccionan con las moléculas del agua.
El agua posee un elevado calor específico. Se denomina calor específico a la capacidad de almacenar energía para un aumento determinado de la temperatura: el agua puede absorber grandes cantidades de calor, mientras que, proporcionalmente, su temperatura sólo se eleva ligeramente. Del mismo modo, su temperatura desciende con más lentitud que la de otros líquidos a medida que va liberando energía al enfriarse. Esta propiedad permite que el contenido acuoso de las células sirva de protección a las sensibles moléculas orgánicas ante los cambios bruscos de temperatura. Además, el calor que se desprende en los procesos metabólicos no se acumula en los lugares donde se produce, sino que se difunde en el medio acuoso y se disipa finalmente hacia el medio externo.
6.- El agua posee una elevada fuerza de cohesión entre sus moléculas. Los puentes de H mantienen a las moléculas de agua fuertemente unidas, formando una estructura compacta que la convierte en un líquido casi incompresible. Gracias a esta propiedad algunos seres vivos utilizan el agua como esqueleto hidrostático.
7.- El agua posee una elevada fuerza de adhesión. Esta fuerza está también en relación con los puentes de H que se establecen entre las moléculas de agua y otras moléculas polares y es responsable, junto con la cohesión, del llamado fenómeno de la capilaridad, es decir, el ascenso de agua a través de las paredes de un capilar (delgado tubo de vidrio).

Los seres vivos van renovando continuamente su contenido en agua, ingiriéndola con la alimentación y perdiéndola con la respiración como vapor y con la excreción (orina, sudor, etc.)

SALES MINERALES
En todos los seres vivos, animales y vegetales, se encuentran siempre determinadas cantidades de sales minerales. Se clasifican en función de su solubilidad en agua. Las sustancias salinas insolubles en agua forman estructuras sólidas que suelen cumplir funciones de protección y sostén y que están muy extendidas en todos los seres vivos. Los Crustáceos y los Moluscos presentan caparazones de carbonato cálcico (CO3Ca) mientras que en la Diatomeas son de sílice (SiO2). El esqueleto interno de los Vertebrados presenta una parte mineral formada por la asociación de varios componentes minerales, sobre todo carbonato y fosfato cálcico [(PO4)2Ca3]. Además, el esmalte de los dientes presenta fluoruro cálcico (F2Ca).
En cuanto a las sales minerales solubles en agua, éstas se encuentran disociadas en sus iones correspondientes, que son los responsables de su actividad biológica. Los principales iones son:
Þ Cationes: Na+, K+, Mg2+, Ca2+ y amonio (NH4+).
Þ Aniones: Cl-, fosfatos (PO43-, PO4H2-, PO4H2-), sulfato (SO42-), nitrato (NO3-) y carbonatos (CO32-, CO3H-).
Los iones minerales realizan múltiples funciones en el organismo, destacando las siguientes:
Regulación de los fenómenos osmóticos: cuando dos disoluciones salinas de distinta concentración se ponen en contacto a través de una membrana semipermeable (llamada así porque permite el paso de agua pero no de los iones disueltos en ella) las dos disoluciones tienden a equilibrar sus concentraciones y, como los iones no pueden atravesar la membrana, es el agua de la disolución más diluida la que va pasando a la más concentrada. Este trasiego de agua cesa cuando ambas disoluciones adquieren la misma concentración. La disolución más concentrada recibe el nombre de hipertónica respecto a la menos concentrada que es la hipotónica; en el momento del equilibrio se dice que las dos disoluciones son isotónicas. Este fenómeno se conoce con el nombre de ósmosis y el paso del agua a través de la membrana semipermeable genera una presión llamada presión osmótica. Esta será mayor cuanto mayor sea la diferencia en la concentración de las dos disoluciones. Los seres vivos mantienen en sus células una presión osmótica constante gracias a las sales minerales, fenómeno llamado homoósmia, y son muy sensibles a las variaciones de la misma, lo cual acarrea serios trastornos. Por esta razón toda disolución que se ponga en contacto directo con las células de un organismo debe ser isotónica con respecto a la disolución salina de su interior, ya que las membranas celulares se comportan como semipermeables. Existen dos ejemplos típicos que demuestran la importancia de los fenómenos osmóticos en el mantenimiento de la integridad celular:
Las células vegetales poseen una gran vacuola que comprime el citoplasma contra la pared celular. Al ponerlas en contacto con una solución salina hipertónica respecto del líquido de la vacuola, el agua de ésta fluye hacia el exterior de la célula y, como consecuencia, la vacuola se reduce de tamaño arrastrando al citoplasma, que puede llegar a separarse de la pared celular. Este fenómeno se denomina plasmólisis. Por el contrario, si la solución que se pone en contacto con la célula es hipotónica, la corriente de agua se establece hacia el interior, comprimiendo el citoplasma contra la pared celular. Este caso se llama turgencia.
Repitiendo la misma experiencia con glóbulos rojos, como éstos carecen de pared celular vegetal, al ponerlos en contacto con una solución hipertónica, disminuyen de volumen y se arrugan al salir agua al exterior. Si los ponemos en contacto con una solución hipotónica, el agua pasa al interior y el glóbulo rojo se dilata, pudiendo llegar a estallar rompiéndose su membrana. Este caso extremo se llama hemolisis.
Regulación del equilibrio ácido-base: En los seres vivos existe siempre una cierta cantidad de hidrogeniones (H+) y de iones hidroxilo (OH-) que proceden de:
a) La disociación del agua que proporciona los dos iones: H2O H+ + OH-
b) La disociación de cuerpos con función ácida que proporcionan H+ : ClH Cl- + H+
c) La disociación de cuerpos con función básica que proporcionan OH-:NaOH Na+ + OH-

Glúcidos
Los glúcidos o hidratos de carbono son uno de los nutrientes contenidos en los alimentos. También son las sustancias orgánicas más extendidas en la naturaleza. Son la principal fuente de energía de los seres vivos.
Los hidratos de carbono están compuestos de C, H, O, y éstos últimos van en la proporción del agua, de ahí que se llamen hidratos.
Clasificación
Las moléculas más elementales de los hidratos de carbono son los azúcares simples (monosacáridos), como la glucosa, fructosa y galactosa.
Cuando se combinan dos azúcares simples se forma un azúcar doble (disacárido), como por ejemplo la sacarosa, maltosa y lactosa. También podemos encontrar oligosacáridos, que están formados por 3 a 10 monosacáridos. Entre los polisacáridos los hay digeribles para el hombre (almidón y glucógeno) y no digeribles, que constituyen lo que llamamos fibra alimentaria o fibra dietética (celulosa, hemicelulosa, pectina, agar-agar, gomas y mucílagos), la lignina es también fibra aunque no pertenece al grupo de los carbohidratos.

Monosacáridos: glucosa, fructosa y galactosa.
Disacáridos: sacárosa, maltosa y lactosa.
Polisacáridos digeribles: almidón y glucógeno.
Polisacáridos no digeribles: celulosa, hemicelulosa, pectina, agar, gomas (Fibra).

En general los azúcares simples son los mono y disacáridos, con una absorción muy rápida. Los azúcares o hidratos de carbono complejos son los polisacáridos digeribles, con una absorción lenta y los no digeribles, que aunque no se absorben son beneficiosos para la salud.

Monosacáridos
Todos los monosacáridos son solubles en agua, tienen sabor dulce, poseen color blanquecino y son cristalizables.
Glucosa Es el azúcar de la uva, también está presente en la miel y en la sangre. La cantidad de azúcar en la sangre es lo que llamamos glucemia, lo normal es 0'8-1g/l sangre, cuando esta cifra está aunmentada es lo que llamamos hiperglucemia, existe hiperglucemia en la diabetes. Cuando baja de las cifras normales lo llamamos hipoglucemia, esto puede ser peligroso ya que la glucosa es el único combustible de las células cerebrales y medulares, las demás células de nuestro cuerpo pueden utilizar otros combustibles. Casi todos los hidratos de carbono contenidos en los alimentos, se absorben como glucosa tras la digestión.
Fructosa Es el azúcar de las frutas ácidas, forma parte de la sacarosa y también se encuentra en la miel. Es soluble en agua y su poder edulcorante es muy alto. Se utiliza sobre todo en preparados para diabéticos, ya que se absorbe lentamente.
Galactosa Es el monosacárido resultante del desdoblamiento de la lactosa o azúcar de la leche. No se encuentra libre en la naturaleza, pero forma parte de nuestro cerebro, de ahí su importancia.

Disacáridos
Resultan de la unión de dos monosacáridos. También poseen sabor dulce, son solubles en agua, son cristalizables y se pueden desdoblar en dos monosacáridos.
Sacarosa Formada por la unión de una molécula de glucosa más una de fructosa. Se obtiene de la caña de azúcar y la remolacha azucarera. También la podemos encontrar en los frutos maduros. Es el azúcar común.
Maltosa Resulta de la unión de dos moléculas de glucosa y se encuentra en las harinas malteadas y granos germinados, también se encuentra en el hombre, ya que durante la digestión, el almidón se hidroliza dando moléculas de maltosa.
Lactosa La lactosa o azúcar de la leche se encuentra únicamente en este líquido en una proporción del 4-5%, desdoblándose por hidrólisis en glucosa y galactosa.
La lactosa es la responsable de que haya personas que presenten intolerancia a la leche, y es porque no tienen en suficiente cantidad el enzima que rompe a la lactosa llamado lactasa y que está presente en la pared del intestino delgado. Esta enzima se pierde por procesos infecciosos gastrointestinales y por no tomar leche con frecuencia.

Polisacáridos
Son aquellos compuestos formados por más de 10 moléculas de monosacáridos.
No tienen sabor dulce, son insolubles en agua y por hidrólisis se descomponen en monosacáridos.
Se dividen en:
• Polisacáridos digeribles:almidón y glucógeno.
• Polisacáridos no digeribles:fibra dietética o alimentaria.

Polisacáridos digeribles, complejos o de lenta absorción
Almidón : Es un polímero de glucosa. Posee dos tipos de cadena una lineal llamada "amilosa" y otra ramificada llamada "amilopectina".
Es el carbohidrato de las plantas. Se encuentra principalmente formando parte de los cereales (trigo, arroz, maíz, etc.) de los tubérculos (patatas, zanahorias) y de las legumbres (lentejas, garbanzos).
Glucógeno : Es el llamado almidón animal, es el carbohidrato de reserva del músculo y el hígado de los mamíferos. Es también un polímero de glucosa.
El glucógeno es sintetizado por el hígado a partir de moléculas de glucosa cuando estamos en estado de saciedad, cuando pasamos a un estado de ayuno este glucógeno se rompe dando unidades de glucosa, para que sean usadas como comustible.
El glucógeno muscular es consumido directamente en el músculo, mientras que el hígado envía moléculas de glucosa a la sangre, a fin de mantener la glucemia constante. Si la glucemia baja - hipoglucemia - se produce una situación de alarma, ya que supone un peligro para el sistema nervioso central, pues depende de ella para su funcionamiento, en estas ocasiones se produce un apetito repentino, pérdida de fuerza, mareos, sudor frío, etc., se alivia comiendo algo, un terrón de azúcar, pan, galletas, etc.

Funciones de todos los carbohidratos excepto fibra
• Del 55-60% del total de energía ingerida, la deben aportar los glúcidos.
• 1g de glúcidos produce 4 Kcal al quemarse. Cuando digerimos los glúcidos, los descomponemos en glucosa que es absorbida, circula por la sangre y penetra en las células donde se quema para producir energía.
• Se almacena como glucógeno hepático o muscular y se utiliza cuando necesitamos energía. También se puede almacenar en forma de grasa, por esta razón se dice que los carbohidratos engordan.
• Son la principal fuente de energía del organismo humano. Tiene un efecto ahorrador de otros nutrientes energéticos. Impiden que se quemen solo grasas pues esto conduce a la aparición de cuerpos cetónicos. Impiden la oxidación de proteínas musculares. Por estas razones nunca debemos tomar un régimen alimentario que no contengan hidratos de carbono.
• Los glúcidos se deben tomar preferiblemente, en forma de polisacáridos, debido a que su absorción es más lenta; los mono y disacáridos ingeridos sin combinar, son absorbidos con gran rapidez, produciendo un aumento en la formación de grasas.

Polisacáridos no digeribles "la fibra alimentaria"
La fibra alimentaria es la parte que no se digiere ni se absorbe de muchos alimentos de origen vegetal. Está formada por distintas sustancias, casi todas son polisacáridos. También se denomina fibra dietética, alimentaria o vegetal. A pesar de que se podría considerar un alimento poco útil en alimentación, ya que se elimina por las heces casi intacta, se han estudiado sus propiedades y descubierto que hay relación entre consumir poca fibra y la aparición de algunas enfermedades.
Celulosa : Es un polímero de glucosa, pero la unión entre las glucosas es la opuesta que en el almidón y no puede ser digerida por las enzimas humanas. Insoluble en agua.
Hemicelulosa : Es un polisacárido que acompaña a la celulosa en las partes más duras de los vegetales. Abundante en cereales e insoluble en agua.
Pectina : Sustancia gelificante presente en las frutas, sobre todo manzana y cítricos. Soluble en agua y forma con el agua un gel, es muy utilizado en la industria de la alimentación como daditivo gelificante para mermeladas y en confitería.
Gomas : (Goma Arábiga, Goma de Tragacanto, Goma Guar)
Son polisacáridos que tienen propiedades gelificantes, emulsionantes y espesantes, por todo ello son utilizados en la industria alimentaria como aditivos.
Mucílagos : (Agar-Agar, Carragenatos y Alginatos)
Son sustancias extraídas de vegetales marinos, es decir, de las algas marinas. Como los anteriores son utilizados por la industria como aditivos alimentarios, también son utilizados para la elaboración de alimentos bajos en calorías.
Lignina : Es un componente de la fibra alimentaria, aunque no pertenece a los carbohidratos lo incluimos aquí. Insoluble en agua.

Funciones de la fibra alimentaria
• Capacidad de absorber agua, las fibras pueden ser solubles en agua, como la pectina, que llega a formar una gelatina o insolubles en agua pero que se hinchan, absorbiendo agua. Esto hace que la fibra cuando llega al estómago y tomando agua de la sensación de estómago lleno.
• Aumenta el volumen del bolo alimenticio, esto implica que se obtenga una sensación de saciedad y por lo tanto se previene la obesidad.
• Aumenta el volumen de las heces, tanto por su capacidad para retener agua como por la presencia de la fibra en sí. En las sociedades occidentales hay un bajo consumo de fibra y esto trae como consecuencia un pequeño volumen de las heces, estreñimiento y esfuerzo al defecar. Las enfermedades asociadas son estreñimiento, hemorroides y enfermedades diverticular de colon.
• Aumenta la velocidad de tránsito intestinal, como consecuencia de las propiedades anteriores, parece que esta propiedad es la que nos previene del cáncer de colon, ya que las sustancias nocivas que se ingieren con los alimentos o que se forman en nuestro interior están menos tiempo en contacto con la mucosa intestinal.
• Absorbe colesterol y sales biliares, este colesterol sería reabsorbido por la mucosa intestinal, pero la fibra lo engloba y lo expulsa con las heces, esto implica que el hígado fabrique más sales biliares utilizando el colesterol sanguíneo y por lo tanto disminuye.
• Retarda la absorción de glucosa, la ingesta de fibra es conveniente para las personas diabéticas.

LIPIDOS
Compuestos orgánicos insolubles o sólo ligeramente solubles en agua que se encuentran en los sistemas biológicos.
Funciones Biológicas
Una variedad de lípidos anfipáticos (glicerofosfolípidos y esfingolípidos) son compuestos importantes de membranas biológicas.Las grasas y aceítes (triacilgliceroles) funcionan como depósitos de reservas metabólicas, proporcionan un aislamiento térmico y acolchamiento.Las ceras proporcionan barreras superficiales estructurales para los organismos vivos (componentes de paredes celulares, exoesqueleto, pieles).Muchos lípidos se asocian a funciones específicas: Hormonas esteroideas y eicosanoides (regulan la presión sanguínea, temperatura corporal, y la contracción de la musculatura lisa).
Clasificacion
Los lípidos se pueden clasificar como a) Acidos grasos y sus derivados (Triacilgliceroles, glicerofosfolípidos, esfingolípidos, eicosanoides y ceras) y b) Compuestos poliprenilicos (Esteroides, vitáminas lípidicas y otro terpenos).

- ACIDOS GRASOS: Moléculas compuestas por un grupo carboxilo (COOH) unido a una cadena hidrocarbonada.
Si la cadena hidrocarbonada presenta doble enlaces el ácido graso será insaturado, pero si no lo presenta será saturado. Loas ácidos grasos monoinsaturados presentan una sola instauración y los poliinsaturados presentan mas de dos instauraciones. Por ejemplo un ácido graso 18:2 es un ácido graso de 18 carbonos con dos instauraciones, se corresponde con el palmitato.
El número de átomos de carbonos es par (18-22) ya que s sintetizan por la unidad secuencial de dos átomos de carbonos.
En la célula solo se encuentran en trazas y se encuentran esterificados con moléculas lípidicas más complejas. La abundancia de ácidos grasos varía con el tipo de organismo (multicelulares) y la fuente alimenticia.
Entre los ácidos grasos indispensables para los mamíferos se encuentran el linoleato (18:2) presente a aceite vegetales y el linolenato (18:3) en aceites de pescados.
- TRIAICLGLICEROLES (Triglicéridos) : Los ácidos grasos son almacenados como lípidos complejos llamados triacilgliceroles. Están compuesto de tres ácidos grasos estrificados al glicerol (alcohol de tres carbonos).
Son neutros (iónicos) y no polares (hidrofóbicos). Las grasas y los aceites son mezcla de triacilgliceroles. Dependen de que sea grasa (sólida) o aceite (líquido) por su composición de ácidos grasos y la temperatura. Acidos grasos de cadenas largas saturados son sólidos a temperatura del cuerpo y ácidos graso de cadenas cortas insaturados son líquidos a la misma temperatura.
Forman gotas de grasas en las células. Se encuentran cerca, algunas veces, de las mitocondrias, ya que dependen de su suministro de energía. Se almacena en los mamíferos en el tejido adiposo en los adipositos (células de una gran gota de grasa). El tejido adiposo se encuentra en mayor parte debajo de la piel (grasa subcutánea) y en la cavidad abdominal.
Los ácidos grasos son liberados de los triacilgliceroles por la actividad catalítica de las lipasas en el conducto gatrointestinal. En los humanos los triacilgliceroles se ingieren con el alimento y son degradados en el intestino delgado. Se requieren de detergentes fuertes que se denominan sales biliares.
- GLICEROFOSFOLÍPIDOS : Estas moléculas están formadas por una molécula de glicerol con dos ácidos grasos esterificados y un grupo fosforilo.
La diferencia entre un glicerofosfolípido y otros va a estar determinada, más que todo, por el tipo de componente que se una al grupo fosforilo (Radical R).
Por ser anfipáticos forman bicapas, las cuales son componentes estructurales de las bicapas lípidicas.
Los glicerofosfolípidos se clasifican en fosfatidatos (Fosfatidileatolaminas o cefalin, fosfatidilserina, fosfatidilcolina o lecitina y otros) y plasmalógenos.
Los glicerofosfolípidos se diferencian de acuerdo a el Radical R. Por ejemplo si este es una colina, etanolamina, serina o treonina se denominaría respectivamente fosfatidilcolina, fosfatidiletanolamina, fosfatidilserina y fosfatidiltreonina.
La fosfatidilcolina constituye más del 50% de una secreción que se conoce como tensoactivo pulmonar la cual reduce la tensión superficial en la interfase agua-aire de los alveolos, lo cual permite el paso eficiente de oxígeno de las vías de aeración al interior de las células.
Los plasmalógenos corresponden aprox. El 23% de los glicerofosfolípidos del sistema nervioso central humano y se encuentran en las membranas de las células que se obtienen de los nervios y del tejido muscular.
- ESFINGOLÍPIDOS: Los esfingolípidos son moléculas formadas por ceramidas (ácido graso unidos a una esfingosina mediante una unión amida, R-NH2). Entre ellos se encuantran las esfingomielinas (fosfolípidos), cerebrósidos, gangliósidos y otros glucolípidos.
Las esfingomielinas se encuentran en las membranas plasmáticas de la mayor parte de las células de mamíferos y son un componente principal de las vainas de mielinas que rodean a ciertas células nerviosas. Los cerebrósidos son glucolípidos abundantes en el tejido nervioso y corresponden al 15% de los lípidos galactocerebrósidos de la capa de mielina. Entre los gangliósido se encuentran al ácido N-acetil neuramínico (NANA) unido a una ceramida, participantes del reconocimiento celular y la comunicación celular. Determinan grupos sanguíneos: A,AB, B u O.
- ESTEROIDES: Compuestos sintetizados a partir del Isopreno. Tienen núcleo cíclico característicos, anillos fusionados A,B,C,D y E. El colesterol es un ejemplo de esteroides común en la membrana plasmática de los mamíferos, rara vez en plantas, nunca en bacterias (procariotas). Son esteroides: Coles terol (animales), Estigmasterol (esteroel vegetal), Testosterona (Hormona esteroidea), Colato de sodio (sal biliar).

(a) La molécula de colesterol está formada por cuatro anillos de carbono y una cadena hidrocarbonada.
(b)La testosterona, hormona sexual masculina, sintetizada a partir del colesterol por células de los testículos, también tiene la estructura característica de cuatro anillos, pero carece de la cola hidrocarbonada.
Aunque los esteroides no se asemejan estructuralmente a los otros lípidos, se los agrupa con ellos porque son insolubles en agua. Al igual que el colesterol, todos los esteroides tienen cuatro anillos de carbono unidos y varios de ellos tienen una cola. Además, muchos poseen el grupo funcional -OH, que los identifica como alcoholes.
El colesterol se encuentra en las membranas celulares (excepto en las células bacterianas); aproximadamente el 25% (en peso seco) de la membrana de un glóbulo rojo es colesterol. Su presencia da rigidez a las membranas y evita su congelamiento a muy bajas temperaturas. También es un componente principal de la vaina de mielina, la membrana lipídica que envuelve a las fibras nerviosas de conducción rápida, acelerando el impulso nervioso. El colesterol es sintetizado en el hígado a partir de ácidos grasos saturados y también se obtiene en la dieta, principalmente en la carne, el queso y las yemas de huevo. Las altas concentraciones de colesterol en la sangre están asociadas con la aterosclerosis, enfermedad en la cual el colesterol se encuentra en depósitos grasos en el interior de los vasos sanguíneos afectados
Las hormonas sexuales y las hormonas de la corteza adrenal (la porción más externa de las glándulas suprarrenales, que se encuentran por encima de los riñones) también son esteroides. Estas hormonas se forman a partir del colesterol en los ovarios, testículos, corteza suprarrenal y otras glándulas que las producen. Las prostaglandinas representan un grupo de lípidos, derivados de los ácidos grasos, y tienen acciones hormonales.

- VITAMINAS LÍPIDICAS: Son las denominadas vitaminas A, D, E; y K. Son compuestos poliprénilicos, relativamente hidrofobicas (Vit. A,D yE). Son más solubles en medio lípidico que en acuoso. Cumplen funciones importantes en el metabolismo.
Vitamina A o retinol es un pigmento especial para la visión. Se encuentra en vegetales que contienen b-caroteno. Su deficiencia causa ceguera nocturna, piel reseca, ojos secos, mucosas secas, desarrollo u crecimiento retardado.
Vitamina D (D3 colecalciferol) es un derivado del colesterol y es el precursor del 1,2,5 dihidroxicolecalciferol, hormona que regula la captación de calcio y el equilibrio de la liberación y deposición de calcio y fosforo. Se sintetiza por reacciones fotoquímicas en la piel. Su deficiencia causa raquitismo y piel seca.
Vitamina E, nombre colectivo tocoferoles. Se encuentra en huevos de gallinas, aceites vegetales, germen de trigo. Sus deficiencias se observan en piel escamosa, debilidad. Esta vitamina previene la destrucción oxidativa de los lípidos en las membranas celulares.
Vitamina K (K1: filoquinona, presente en plantas verdes y K2: menaquinona, presente en bacterias del intestino en animales). Actúa en la formación de protrombina la cual convierte el fibrinógeno en fibrina.

- OTROS TERPENOS: Se incluyen en esta lista al limoleno (limón, olor característico), el bactoprenol (bacterias, síntesis de paredes celulares) y la hormona juvenil I en insectos (desarrollo de larvas).
- EICOSANOIDES: Son precursores de la protanglandinas, los tromboxanos y los leucotrienos. Las protanglandinas están relacionada con la contracción de la musculatura lisa del útero durante el parto, producen fiebre, inlamaciones y dolor. Los tromboxanos son producidos por las plaquetas e intervienen en la formación del coágulo sanguíneo. Los leucotrienos inducen la contracción de la musculatura lisa del pulmón.
- CERAS: Las ceras son hidrofobicas, esteres no polares de alcoholes monohidroxilicos de cadenas largas y ácidos grasos insaturados. Un ejemplo es la cera de abeja (dura y sólida a tempertura ambiente, palmitato de miricilo). Sirven de recubrimiento protectores de hojas, frutos, pieles, pumas y exoesqueletos.
- LIPOPROTEÍNAS: Debido a que los lípidos son insolubles en agua (colesterol, triacilgliceroles) no se pueden transportar en la sangre. Por ello se forman los complejos con fosfolípidos y proteínas anfipáticas para formar lipoproteínas. En el plasma humano se encuentran gran diversidad de lipoproteínas. Los quilomicrones acarrean colesterol y triacilgliceroles del intestino a los tejidos. Las lipoproteínas de muy baja (VLDL) llevan triaiclgliceroles endógenos, el colesterol y los esteres de colesterol del hígado (donde se sintetizan) a los tejidos. Las lipoproteínas de baja densidad (LDL) se forman durante la degradación de las VLDL y se enriquecen en colesterol y esteres de colesterilo. Las lipoproteínas de alta densidad (HDL) transportan colesterol endógeno y esteres de colesterilo al hígado.
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top