Médicos de todo el mundo ya utilizan Twitter como parte de la consulta. Los objetivos son la educación para la salud y la interconexión entre personas




Crece el uso de Twitter entre los médicos. Las redes sociales incursionan cada vez más en el mundo profesional y el caso de los médicos no está exento a esta nueva tendencia. Médicos de todo el mundo utilizan hoy internet, sobre todo Twitter, Facebook y sus blogs personales, para tener un contacto más estrecho con los pacientes.

La principal ventaja es el flujo de información inmediato y globalizado. "Se puede lanzar un mensaje en muy poco tiempo, entre paciente y paciente, y para leer la información que te interesa no tienes que estar siempre conectado”, opinó Eduardo Puerta, especialista en Familia de un centro de salud de Tenerife, España.

Distintos estudios arrojaron que Internet se convirtió en la principal fuente de información sobre salud, ya que ocho de cada diez internautas utilizan la red para interiorizarse sobre diversos padecimientos.

Entre los principales usos "médicos" de Twitter se encuentra la transmisión de mensajes importantes para la población, desde fomentar un buen uso de los antibióticos hasta ofrecer consejos para dejar de fumar.

Otro de los usos de Twitter es el contacto con colegas u organizaciones médicas para el intercambio de información. "Twitter ha ido ganando valor propio porque es muy fácil recibir información de las instituciones, revistas o personas que te interesan. Es un teletipo continuo", explicó Vicente Baos, autor del blog El Supositorio.

Entre las novedades de Twitter, se encuentran la retransmisión de dos intervenciones quirúrgicas, una del Centro Médico Middle Tennessee (EEUU) y la otra del Hospital Clínico San Carlos de Madrid.

"Tuvo mucho seguimiento y feedback. Esto, que podría parecer trivial, puede ser muy útil, especialmente si se emplean técnicas quirúrgicas innovadoras, porque puedes obtener en tiempo real consejos sobre lo que estás haciendo o recibir preguntas. Es muy enriquecedor", opinó Julio Mayol, el especialista que dirigió la operación española.

"Los profesionales que se mantengan alejados de estas herramientas se van a perder muchas cosas y no van a tener la agilidad necesaria para gestionar la información", finalizó Baos.
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top