Tips para evitar dolencias tras horas frente a la computadora


Migrañas, dolores de espalda y de cintura, contracturas en la zona del cuello, tendinitis o problemas de visión son algunas de las consecuencias que pueden sufrir quienes trabajan en una misma postura y frente al monitor por horas. Qué tener en cuenta para lograr un ambiente laboral saludable



“La buena postura y el adecuado ambiente laboral contribuyen a la salud mental y física de los oficinistas, telemarketers y todos aquellos que tienen que estar durante muchas horas en sus escritorios”, afirmó María Marta Montaner del área de Recursos Humanos de la empresa Bayton Capital Humano.

Dolores de cabeza, migrañas, dolores de espalda y de cintura, contracturas en la zona del cuello, tendinitis, o problemas de la visión, como el síndrome de ojos secos son las principales dolencias que sufren los oficinistas tras varias horas de trabajo frente a una computadora.

La mayoría de estos síntomas están relacionados con una mala práctica postural y una falta de prevención en algo tan sencillo como tener una buena silla, una adecuada iluminación, y mantener el teclado y la pantalla a una distancia correcta.

A continuación, parte de una serie de consejos que da la Superintendencia de Riesgos de Trabajo de la Nación para aquellos que trabajen con pantallas de visualización de datos.


• Ajustar la silla y la pantalla de modo que se obtenga una postura confortable.

• La distancia entre los ojos y la pantalla debe estar entre 40 y 70 centímetros.

• Asegurar que la iluminación mínima del sector de trabajo oscile entre 500 y 1000 lux.

• Ajustar el brillo y el contraste de la pantalla, para acomodarlos a la iluminación del local.

• Asegurar que existe suficiente espacio debajo de la mesa para permitir el movimiento de las piernas.

• Regular el respaldo de la silla de modo que se adapte a la parte inferior de la espalda.

• Ajustar el teclado de modo que se obtenga una posición cómoda al teclear tratando de mantener la mano, muñeca y brazo en línea recta.

• Ubicar el mouse de modo que se pueda alcanzar fácilmente y que se pueda utilizar con la muñeca recta.

• Al utilizar el software, elegir unos caracteres de texto lo suficientemente grandes de modo que permitan una lectura fácil cuando se está sentado en una posición normal.

• Elegir los colores de modo que sean confortables a la vista, evitando letras rojas sobre un fondo azul o viceversa.

• Es importante cambiar de postura regularmente. Por ejemplo, es preferible realizar pausas de 10 minutos cada hora de trabajo continuo con la pantalla que realizar pausas de 20 minutos cada dos horas.
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top