http://img.europapress.net/fotoweb/fotonoticia_20101118121318_800.jpg
Los medicamentos para el colesterol podrían calmar el sistema inmunitario y reducir la inflamación perjudicial, según los investigadores.


Aunque es demasiado pronto para recomendar el medicamento con este fin, los hallazgos de este pequeño estudio sugieren la posibilidad de que "podría haber medicamentos que puedan ayudar a ajustar la respuesta inmunitaria en los pacientes de VIH, ya sea que tomen medicamentos para el SIDA o no", señaló el Dr. Brian Agan, director de investigación sobre el VIH del Programa de Investigación Clínica sobre Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Servicios Uniformados de Bethesda, Maryland. Trabaja con algunos de los autores del estudio.

No es infrecuente que los pacientes de VIH tomen estos medicamentos para reducir el colesterol porque los que se usan comúnmente para combatir el VIH pueden elevar considerablemente los niveles de colesterol.

Los científicos se han preguntado si las propiedades antiinflamatorias de las estatinas podrían tener beneficios para los pacientes de VIH, además de reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Para el nuevo estudio, financiado por los Institutos Nacionales de Salud, los investigadores reclutaron a 24 participantes para que tomaran al azar dosis elevadas de Lipitor (atorvastatina) o un placebo.

Los participantes tomaron sus pastillas durante ocho semanas, dejaron de hacerlo durante varias semanas y luego tomaron el otro tipo de pastillas. Los pacientes no tomaron medicamentos para el SIDA y sus niveles de colesterol no fueron lo suficientemente elevados para exigir tomar estatinas. Todos desconocían el tipo de pastilla que estaban tomando.

Los hallazgos fueron publicados en línea recientemente en la Journal of Infectious Diseases. Los medicamentos no afectaron los niveles de VIH en los 22 pacientes que permanecieron en el estudio, pero los medicamentos sí parecieron controlar sus sistemas inmunitarios y redujeron la respuesta inflamatoria.

La inflamación causada por el sistema inmunitario se relaciona con el avance del VIH y con la muerte. "La inflamación persistente en los pacientes de VIH, sobre todo los que están en tratamiento para la enfermedad, se ha relacionado con peores resultados clínicos. La causa de esta inflamación aún se desconoce", aseguró Andrew Carr, profesor de medicina de la Universidad de Nueva Gales del Sur (Australia), quien escribió un editorial acompañante para el estudio.

¿Es factible administrar a los pacientes de VIH medicamentos para reducir el colesterol? Según Agan, definitivamente no son costosos. Además, los efectos secundarios que pueden causar podrían ser leves y desaparecer con el tiempo.


¿Qué sigue?


"Como médicos, debemos seguir estudiando los efectos de las estatinas en períodos más largos en pacientes que tienen la enfermedad por VIH tratada y cuyo virus está bien controlado pero siguen teniendo demasiada inflamación para determinar si los efectos antiinflamatorios de las estatinas se siguen observando", señaló Carr. "Si es así, necesitamos entonces determinar si este efecto mejora los resultados para la salud, para lo cual haría falta un estudio más largo y muy grande".

Por ahora, según ambos doctores, los médicos no deben cambiar la manera en que recetan medicamentos para reducir el colesterol.
Comparte este artículo con tus amigos
 
Top