Científicos develan por qué son posibles los embarazos

- 3:18 PM

“El organismo materno no rechaza al feto gracias a un tipo específico de células”, afirman científicos quienes arrojan luz al enigma de la tolerancia inmunológica al nuevo organismo





El enigma de la tolerancia inmunológica al feto parece haber encontrado su causa en un tipo específico de células que protegen a la madre de los antígenos fetales, evitando así que su cuerpo lo rechace, según explican Investigadores del Caltech, de Estados Unidos.

El concepto de “embarazo” no tiene sentido alguno, al menos desde el punto de vista inmunológico: el feto, que porta la mitad del genoma del padre, es biológicamente distinto de su madre, lo que debería provocar una respuesta de rechazo y expulsión del feto por parte del sistema inmune materno. Sin embargo, esto no sucede y, hasta ahora, no se había podido establecer por qué.

Cuando una mujer se queda embarazada lleva en su vientre un organismo formado por células y tejidos que son ajenos a su naturaleza y que deberían obligar al sistema inmunológico a destruir al feto, como “cuerpo extraño” y peligroso para el organismo de la madre.

Sin embargo, el cuerpo de las mujeres embarazadas pasa por alto esta contradicción biológica en la inmensa mayoría de los casos, lo que hace posible que las gestaciones sigan adelante y se produzcan los nacimientos.

El fenómeno de la tolerancia inmunológica al feto no ha sido muy atendido por los científicos, ni tampoco los detalles biológicos que lo posibilitan.

Según publica el Caltech en un comunicado, lo que los investigadores demostraron es que las mujeres embarazadas producen un tipo particular de célula inmune a modo de respuesta a los antígenos fetales (los antígenos son sustancias que provocan la generación de anticuerpos, que identifican y neutralizan elementos extraños).

Esta respuesta permitiría que el embarazo siguiera adelante, es decir, que el cuerpo de la madre no rechazase al feto, al protegerlo de manera específica “contra su hijo”.

Según explica uno de los autores del presente estudio, el profesor de biología del Caltech, David Baltimore, ganador en 1975 del Premio Nobel de Medicina o Fisiología, en concreto, lo que se ha descubierto es que existen células T reguladoras específicas que protegen a la madre de los antígenos fetales.

Las células T o linfocitos T, que pertenecen al grupo de leucocitos conocidos como linfocitos, son responsables de coordinar la respuesta inmune celular, y también de realizar la cooperación para desarrollar todas las formas de respuestas inmunes.

El hallazgo de que existen linfocitos T especializados en la protección de la madre durante su embarazo supone un paso adelante hacia la comprensión de cómo la madre evita el rechazo de su feto. Este mecanismo biológico sería, por otro lado, importante tanto para la salud del hijo como para la de la madre, explica Baltimore.

Otro de los autores de la investigación, Daniel Kahn, profesor asociado de biología del Caltech y profesor de medicina de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), afirma que, durante mucho tiempo, los científicos han mantenido la idea de que el sistema inmune de la madre hace posible la tolerancia al feto.

Sin embargo, hasta ahora, no se había podido demostrar cómo se generaba esta tolerancia, ni probar que estaba relacionada con el sistema inmune.
Advertisement
 

Start typing and press Enter to search